Se informa al barrio de Cuatro Caminos: La Policía Local intensificará el control de las zonas de aparcamiento reservado

Flores y Freire, con representantes de los colectivos con zonas de aparcamiento reservado.

Flores y Freire, con representantes de los colectivos con zonas de aparcamiento reservado.

Los agentes, que en 2013 impusieron 8.247 sanciones, vigilarán el estacionamiento indebido en paradas de bus, puntos de carga y descarga, plazas para motos y para discapacitados.
El Ayuntamiento desarrollará una campaña especial desde el lunes y hasta el 24 de febrero.
El próximo lunes comenzará la campaña municipal de un mes de duración contra el aparcamiento incorrecto en las zonas reservadas a motos, discapacitados, autobuses y carga y descarga, cuyo objetivo es favorecer la movilidad y evitar las infracciones de la normativa de circulación en este campo. El teniente de alcalde de Movilidad, Julio Flores, aseguró que durante el año pasado se hizo un “seguimiento exhaustivo” sobre el estacionamiento en estos lugares que se tradujo en la imposición de 8.247 denuncias, pero que hasta el 24 de febrero se pondrá en marcha una iniciativa especial mediante la que todos los agentes municipales que estén en las calles centrarán su atención a lo largo de todo el día en el respeto a estas zonas reservadas.

El aumento de los espacios destinados al aparcamiento de motos en la ciudad durante el último año favoreció que sean estos puntos en los que se haya incrementado también el número de infracciones, según explicó Flores, ya que las 3.641 denuncias impuestas superan ampliamente a las de otras zonas reservadas. Las destinadas a la carga y descarga acumularon 2.609 sanciones, las paradas de autobuses 1.517 y las plazas para discapacitados sumaron 480, según enumeró el concejal, quien ayer se reunió con representantes de los colectivos afectados por estas infracciones, acompañado por la edil de Tráfico, Begoña Freire.

Flores señaló que el anuncio de la campaña tiene por objeto advertir a los conductores de que se extremará la vigilancia sobre esta clase de zonas con el fin de evitar el estacionamiento indebido y puso de relieve el trastorno que causa la presencia de vehículos en las paradas de los buses, las plazas para los discapacitados o las zonas de carga y descarga. El responsable de Movilidad aseguró que, una vez finalizada la campaña, el control sobre estos espacios se incorporará a la rutina de actuación de la Policía Local y que esta actuación será la primera de las que llevará a cabo el Ayuntamiento en materia de circulación a lo largo del año sobre el cumplimiento de diferentes normas, que se añadirán a la colaboración con las que organice la Dirección General de Tráfico.